MENU
Corte Constitucional Ubicatv

by • November 19, 2015 • ArtículosComments (1)1106

El tremendo Juez y la tremenda Corte te tienen una sorpresa Por Emilio Palacio

Palacio copiaRafael Correa aseguró en más de una ocasión que cuando abandone la presidencia, regresará a la vida normal, retirándose a Bélgica. Pero ahora resulta que cuando termine su mandato no se dedicará a sus asuntos sino que seguirá como presidente de la Asamblea Nacional. ¿Cuándo mintió Correa?, ¿cuándo dijo que se retiraría a Europa o ahora que anuncia que ocupará una curul? Probablemente en ambas ocasiones, porque Correa no piensa abandonar la presidencia nunca… al menos por voluntad propia.

La resolución de que la reelección indefinida sólo entrará en vigencia el año 2021 encierra una trampa: No impedirá para nada que Correa se postule para otro mandato. Sólo se necesitará que los jueces de la Corte Constitucional decidan –dentro de unos meses- que ellos no aprobaron ese agregado de última hora y por tanto no tiene validez. (Criterio que ya anticipó Antonio Gagliardo, ex integrante de la Corte). El nuevo dueño del país dirá entonces que, siendo así, y como la revolución lo “necesita”, volverá a ser candidato presidencial.

¿Y la crisis económica? Eso no le quita el sueño a Correa, que se mira en el espejo de Nicolás Maduro, gobernando con mano dura un país en quiebra. Para la crisis económica, Correa ya tiene su receta: el “timbre fiscal” de Alberto Dahik, y luego, más adelante, el uso generalizado del dinero electrónico.

Mucho más difícil será aplastar las protestas sociales, porque para eso el gobierno tendría que tener de su lado a los militares, y es allí precisamente donde el correísmo ha fracasado, como nos enteramos la semana pasada.

Hasta ahora, el plan de Correa con los militares consistía en utilizar las violaciones a los derechos humanos de los años ochenta (que no son inventadas, que sí existieron), para movilizar a la población en contra de los uniformados, y con esa amenaza someterlos a su voluntad, de la misma manera como utilizó el recuerdo de la crisis bancaria para acorralar a todos los banqueros, o como utilizó el 30 S para quebrarle el espinazo a la policía como institución.

Para eso contaba con algo que, afortunadamente, no se produjo: que los mandos militares se dividan, y que un sector de la cúpula castrense se preste para su plan (como ocurrió el 30 S, cuando la cúpula policial le dio la espalda al coronel César Carrión y a decenas de uniformados).

Eso no se produjo porque la crisis económica estalló antes de hora y el descontento se extendió por los cuarteles. Entonces los comandantes de Brigada empujaron a los generales a defender la independencia de la institución, acudiendo todos el lunes de la semana pasada a la Corte Nacional de Justicia, a repudiar la farsa judicial montada por el correísmo.

Pero Correa sí ha podido confundir a un sector de la sociedad civil, que cree, ingenuamente, que lo que pretende la Corte Nacional es hacer Justicia por algunas violaciones pasadas de derechos humanos. Periodistas muy inteligentes (algunos incluso perseguidos por el actual gobierno) se comieron el cuento de que los mismos jueces que condenaron a los Diez de Luluncoto, a Francisco Endara y a Fidel Araujo, ahora castigarán algunos atropellos execrables. No ven la maniobra política que se esconde detrás.

Correa intentará utilizar a ese sector de la sociedad civil para ganarle la pulseada a los militares. Antes de la convocatoria a nuevas elecciones, provocará a los generales, los seguirá ofendiendo y manoseando, incitándolos a que cometan un desliz. Retrocederá de vez en cuando, pero sólo para atacar de nuevo. Podría destituir al Comando Conjunto una o varias veces, hasta encontrar generales dispuestos a plegar a su proyecto.

Pero para conseguirlo, Correa necesita tiempo, y que su bronca con los militares se convierta en el centro de la escena política, haciendo a un lado cualquier polémica que ponga en duda su vocación “democrática”. De allí la trampa de anunciar que no será candidato a la presidencia, ofreciendo como “prueba” una reforma de última hora, para permitir la reelección indefinida sólo desde el 2021. Mañana, cuando los militares estén sometidos, Alfredo Ruiz, el presidente de la Corte Constitucional, el hombre de Correa y de Ricardo Patiño, dirá que el tribunal que preside llegó a la conclusión de que sólo están vigentes las reformas que ellos aprobaron previamente, con lo cual el nuevo dueño del país anunciará que sacrifica su “vanidad” personal para seguir como presidente.

¿Debemos descartar entonces la posibilidad de que Correa se retire a Bélgica? Eso sólo ocurrirá si la sociedad civil no cae en su trampa, y si el pueblo se echa a las calles a derrotar los planes de la dictadura.

Entonces lo veremos tomando vuelo para Europa, incluso antes de lo previsto.

Contenido original

https://www.emiliopalacio.com/19-nov-2015.-el-tremendo-juez-y-la-tremenda-corte-te-tienen-una-sorpresa.html

happy wheels

Related Posts

One Response to El tremendo Juez y la tremenda Corte te tienen una sorpresa Por Emilio Palacio

  1. SI ES POR ALLÍ QUE EL DÍA DE AYER PUDE VISLUMBRAR LA TRAMPA DE CORREA, ANOCHE HABLABA CON UNO DE MIS HIJOS, MI ANÁLISIS NO FUE TAN COMPLETO COMO DE EMILIO PALACIOS, PERO DE LAS NOTICIAS DEL DÍA Y DE MI CONOCIMIENTO A LOS MALTRASTES DEL CORREISMO CON EL MISMO CORREA A LA CABEZA, COMO UN BUEN PASTOR DE SUS OVEJAS SI ERA DE VISLUMBRAR EN CIERNES UNA YO BIEN PENSÉ QUE LA “TIRADA” DE CORREA SERÍA HACIA LA ASAMBLEA, PERO BAJO LA ÉGIDA DE LA CORTE INCONSTICIONAL PARA QUE PUEDA SER CANDIDATO, ASÍ COMO CUANDO LA MISMA CORTE INCONSTITUCIONAL LE DECLARÓ “SUJETO POLÍTICO” PARA QUE DESARROLLE LA NAZIPROPAGANDA POR TODOS LOS MEDIOS Y DEMONIOS DE ALCANCE DE CORREA…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>