MENU
Correa Lasso e

by • June 22, 2016 • ArtículosComments (0)743

¿Qué hay detrás de la consulta de Correa contra Lasso? Emilio Palacio

Las Cinco de la Semana

Cinco noticias de los últimos días que tendrán impacto en nuestras vidas

​22 de junio del 2016

1. ¿Qué hay detrás de la consulta de Correa contra Lass0?

​2. Los Isaías le regresan el golpe a la Asamblea Constituyente

3. Con Bombita se portaron más decentes

4. ¿Se firmó realmente el contrato del Puerto?

5. La educación no ha cambiado

La semana pasada, Correa y varios funcionarios del régimen insistieron en la iniciativa de convocar una consulta popular para que las personas que hayan invertido en paraísos fiscales no puedan acceder a cargos de elección popular. 

¿Qué hay detrás de esta nueva maniobra del régimen? Tres elementos de la coyuntura podrían revelar la respuesta:

1. Correa teme –las encuestas serias se lo han dicho- que el candidato presidencial de Alianza País (Jorge Glass, Lenin Moreno o el mismo Correa), podría ser derrotado de manera aplastante en las urnas, perspectiva que se vuelve más probable a medida que se extienden el desempleo, la quiebra de los negocios y la lucha a muerte entre bandos rivales de Alianza País. 

2. Guillermo Lasso se fortalece mientras se deteriora Correa. La división de la oposición no parece afectar al dirigente de Creo, y los otros posibles candidatos no despegan. 

3. El fraude electoral difícilmente podrá cambiar el resultado de las elecciones presidenciales. Los ejemplos de Argentina, Venezuela y Bolivia demostraron que se puede alterar los números electorales sólo hasta cierto límite. Además, las fuerzas armadas se han distanciado de Correa y son ellas las que manejan las urnas. 

Podría ser entonces que el gobierno se esté preparando para su posible derrota con una estrategia alternativa: 

1. Utilizarán el fraude electoral para minimizar hasta donde sea posible la probable victoria de Lasso y para asegurar un bloque de legisladores quizás mayoritario de Alianza País. El fraude en las elecciones legislativas será escandaloso, pero el régimen podría mostrar la derrota de su candidato presidencial como prueba de que no hicieron trampa. 
  
2. Dirigirán los fuegos contra Lasso con una consulta que –ellos suponen- pondría en duda su calidad moral, y que de triunfar el SÍ lo debilitaría políticamente si gana la presidencia.  

3. En un escenario así, Alianza País se convertiría en el principal partido de oposición contra el nuevo gobierno “neoliberal”, paralizándolo y sobre todo impidiendo que se castiguen los atropellos de estos años. El apoyo del aparato correísta, que no se habrá desmantelado, contribuirá con lo suyo. Y si todo funciona, en cuatro años más Correa regresaría al poder. 

Esta estrategia alternativa tiene algunos flancos débiles: 

1. Las inversiones de Guillermo Lasso en Panamá no son un tema que despierte pasiones en la gran masa de votante. El discurso contra los banqueros y los ricos funcionó mientras hubo plata, pero ya no convoca. 

2. Correa estará obligado a participar activamente en la campaña por el SÍ en la consulta, y eso trae a la memoria el desastre de febrero del 2014, cuando su intervención, sin ser candidato, provocó la derrota aplastante de sus listas. 

3. La Historia y la experiencia reciente demuestran que el electorado en Ecuador tiende a votar en las consultas no en función de lo que se pregunta sino de sus emociones políticas”.

2. Los Isaías le regresan el golpe a la Asamblea Constituyente

La semana pasada se conoció la resolución del Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas sobre la condena penal y la incautación de bienes de los hermanos Roberto y William Isaías. 

Consultamos con varios abogados (cuyo nombre guardaremos en reserva) sobre cómo interpretar el texto, de 18 páginas. Estas son las conclusiones (traducidas al lenguaje periodístico, para una mejor comprensión del lector): 

El documento no reconoce ninguno de los reclamos de los Isaías sobre el proceso penal en su contra, ni siquiera en ciertos aspectos donde podrían tener razón, como su queja de que Correa le ordenó a los jueces, por televisión, que se comporten de cierto modo, violando la independencia de poderes. 

- El documento tampoco cuestiona el proceso de incautación a los Isaías, de tal manera que el estado no está obligado (al menos por ahora) a devolver los bienes o entregar una compensación económica por este motivo. 

- La resolución del Comité sí le da la razón a los Isaías en su denuncia de que la Asamblea Constituyente de Montecristi, con el Mandato 13, violó sus derechos cuando bloqueó la posibilidad de que soliciten una acción de amparo constitucional, o cualquier otra de carácter especial, contra las resoluciones de la AGD, y cuando amenazó con destituir y juzgar a los jueces que aceptasen ese tipo de acciones. 

El estado sí tendrá que reparar a los Isaías por ese daño que la Asamblea Constituyente les ocasionó. Dicha reparación podría ir desde una disculpa hasta una compensación económica.  

- Como parte de esa reparación, el estado deberá permitir también que los Isaías acudan a las cortes, para que se revise el proceso de incautación, y si la Justicia les da la razón, entonces sí tendrán derecho a que además les devuelvan los bienes incautados o se los compense con dinero. 

- El dictamen del Comité es de aplicación obligatoria para el Ecuador porque se deriva de un pacto internacional (Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos de la ONU) y porque el estado, al intervenir en las audiencias del Comité, reconoció su autoridad. 

- Si el gobierno de Rafael Correa acata el fallo y desconoce el Mandato 13, habrá reconocido que las instituciones donde se asienta su poder nacieron de un proceso ilegal, impuesto por una Asamblea Constituyente que se arrogó funciones que no tenía. Eso abriría las puertas para que mañana se desconozcan otras decisiones que se tomaron asimismo atropellando principios del Derecho. 

- El gobierno tiene seis meses para informar al Comité de las medidas que adopte, un plazo que en la práctica le da la posibilidad de dejarle el problema al próximo presidente.

3. Con Bombita se portaron más decentes

El  sábado estaba previsto que contrajese nupcias la hija del ministro de Comercio Exterior Juan Carlos Casinelli. A la boda estaban invitados ministros, asambleístas, funcionarios y Rafael Correa. 

Unos días antes, José Serrano le informó al presidente que la policía estaba por desbaratar una red de lavado de activos, que desde el 2013 había exportado a Estados Unidos unos 500 millones de dólares. Uno de los involucrados, Jordi Alberto March Game, es padre del chico con el que iba a casarse la hija de Casinelli, y el dueño de la casa donde se realizaría la ceremonia. Se corría el riesgo de que la plana mayor del gobierno aparezca fotografiada con el jefe de una red de lavado de activos. 

Se tejieron toda clase de rumores sobre lo que vino después. Casinelli no solo es la persona clave en la negociación del tratado de libre comercio con la Unión Europea sino que es figura importante de una de las facciones de Alianza País. 

Pero fue inevitable recordar el 10 de enero de 1976. Ese día iba a casarse la hija del general Guillermo Rodríguez Lara, jefe de la dictadura militar de entonces. En días previos, los generales le informaron al jefe militar que habían resuelto destituirlo. Rodríguez Lara les pidió un favor: Que la boda de su hija se realice en el Palacio de Gobierno, como estaba anunciado. Los militares aplazaron por unos días la destitución del dictador, la boda se realizó, y en la madrugada del 11 de enero, Rodríguez Lara (“Bombita”, como lo llamaban), aún con la resaca de la fiesta, cargó sus maletas y se mudó. 

Correa y Serrano pudieron avisarle a Casinelli, con tiempo, para que motu proprio y antes del operativo policial, postergue la boda con cualquier pretexto, evitando un bochorno. En su lugar, un día antes, la policía allanó 21 viviendas y detuvo a 7 personas. Los novios no se casaron el sábado sino días después, en una ceremonia privada.

4. ¿Se firmó realmente el contrato del Puerto?

Hace quince días supuestamente se firmó el contrato del Puerto de Posorja pero hasta la fecha sigue siendo un documento secreto, conocido sólo por el gobierno, los funcionarios de DP World y Nobis. 

Una fuente cercana a Autoridad Portuaria de Guayaquil nos aseguró que la ceremonia de la firma fue un acto que se montó para la prensa y para evitar que las críticas al proceso interfieran, pero que la negociación todavía no concluye. 

A mediados de la semana pasada, las conversaciones se habrían vuelto tensas y difíciles. El gobierno y Autoridad Portuaria se sienten presionados por las denuncias de que estarían favoreciendo un monopolio portuario, así que les exigen a los inversionistas dubaitíes que no pongan reparos al dragado profundo del canal que conduce al Puerto de Guayaquil.

5. La educación no ha cambiado

La semana pasada se informó que el 65,3% de los cincuenta mil maestros que participaron en la primera fase de evaluación de los docentes, deberá ingresar a un programa de actualización por sus resultados deficientes. 

Un 5,5% reprobó por completo y un insignificante 0,5% alcanzó el nivel de “excelencia”. 

¿Qué significan estos números? Si su hijo estudia en una escuela pública con 10 maestros, tenga cuidado, porque 6 o 7 no tendrán ni los conocimientos ni la capacidad pedagógica que se requieren para educar a sus alumnos.​

Correa Lasso e

https://www.emiliopalacio.com/las-cinco-de-la-semana.html

happy wheels

Related Posts

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>